Mr. Happy Man

Esta es la historia de Johnny Barnes, un viejito de 88 años que vive en Bermuda, y que lo que hace todos los días es lo que todos deberíamos hacer al menos un rato cada día. Saluda a la gente, le desea un buen día, les dice que la quiere. Y si no está todos los días allí, la gente del lugar se preocupa...
Claro, lo típico es pensar "Ok y después le pide una monedita, no?". No. Lo hace porque quiere, porque lo siente.
Te quiero! Que tengas un gran día!!!
Disfrutalo.



Gracias @tatavarela por semejante regalo!

No hay comentarios:

Publicar un comentario